Actualmente, la mayoría de las personas están conscientes de la importancia de comer sano. Sin embargo, no todo el mundo sabe que los utensilios de cocina que son utilizados para preparar los alimentos son casi tan importantes como la comida misma. Incluso la dieta más saludable puede provocar complicaciones de salud si esos productos son tóxicos.

Aquí, en Lasueno, hemos investigado qué utensilios de cocina son más peligrosos y hemos encontrado opciones más seguras para usar en tu hogar.

1. Utensilios de cocina de teflón

© depositphotos © depositphotos

El teflón es el primero en la lista de peligros debido a que mucha gente lo elige por ser un material antiadherente, lo que lo hace conveniente y omnipresente en la cocina de casi todo el mundo. Pero también es el más peligroso.

Las propiedades antiadherentes de los utensilios de cocina recubiertos con teflón se logran gracias a un material llamado PTFE (politetrafluoroetileno), el cual es un polímero plástico que comienza a filtrar toxinas cuando se calienta a más de 300 °C. Esos humos tóxicos producen fiebre de humo de polímero, comúnmente conocida como gripe de teflón. No solo son peligrosos para las personas, sino también son fatales para las aves de compañía, como los loros.

Otro compuesto químico que se encuentra en los utensilios de cocina de teflón es el PFOA (ácido perfluorooctanoico), el cual se ha relacionado con diferentes tipos de cáncer. Si bien se cree que el PFOA está presente en cantidades tan pequeñas que no representa ningún riesgo para los humanos, vale la pena señalar que también se encuentra en muchas otras cosas cotidianas. Es por eso que es mejor limitar tu exposición a ese elemento siempre que sea posible.

Otros recubiertos pueden ser el PTFE y libres de PFOA (como el granito), pero solo es seguro usarlos mientras estén intactos.

© depositphotos © shutterstock

Prueba esta alternativa segura: utensilios de cocina de hierro fundido real. Esta es una opción que realmente resiste la prueba del tiempo. Se calienta bien y muy uniformemente, e incluso se puede sazonar para que no se peguen los alimentos. Además es una forma muy natural de aumentar tus niveles de hierro.

2. Utensilios de cocina de aluminio y papel de aluminio

© depositphotos © depositphotos

No es sorprendente que el uso del aluminio esté tan extendido. Además de ser el metal más abundante, también es muy resistente, liviano, versátil y se puede reciclar. Sin embargo, no está exento de peligros ocultos.

Es un metal neurotóxico. Los niveles elevados de aluminio se han relacionado con varias enfermedades del sistema nervioso central, incluyendo el Alzheimer y la esclerosis lateral amiotrófica (ALS). Aunque los utensilios de cocina de este material usualmente están cubiertos, el recubrimiento es propenso a astillarse, liberando el metal tóxico en tus alimentos.

Prueba esta alternativa segura en su lugar: utensilios de cocina de vidrio. Esta es otra opción a considerar. Nunca liberará nada tóxico cuando se calienta, es duradero, respetuoso con el medio ambiente y no retiene sabores u olores antiguos. Su único inconveniente es que no es antiadherente, pero es un precio pequeño a pagar para mantener en orden nuestra salud.

3. Utensilios de cocina de cobre

© depositphotos © depositphotos

Es posible que hayas visto utensilios de cocina de cobre en las tiendas y te hayas dado cuenta de lo bonitos que son. Es posible que también hayas escuchado acerca de sus propiedades conductivas, que permiten un calentamiento rápido y uniforme. Pero, ¿sabes que puede ser peligroso cuando se usa en utensilios de cocina? Al igual que otros metales pesados, el cobre es muy importante para la salud humana en pequeñas cantidades. Pero en exceso puede provocar envenenamiento por metales pesados. Cuando el utensilio de cocina no está cubierto, puede liberar cobre al cocinar alimentos ácidos. Y cuando está recubierto, a menudo este contiene níquel, que es otro elemento tóxico.

Prueba esta alternativa segura en su lugar: utensilios de cocina de acero inoxidable. Esta es una gran opción, relativamente liviana y resistente a los arañazos, y ¡se puede sazonar para que no se peguen los alimentos! También te durará mucho tiempo. Solo asegúrate de comprar acero inoxidable apto para cocina, el cual no contiene níquel ni cromo.

4. Utensilios de cocina recubiertos de cerámica

© depositphotos © depositphotos

El utensilio de cocina con revestimiento de cerámica se ve bien y parece una opción segura al principio. Después de todo, en un 100 % es completamente seguro para cocinar. Sin embargo, una capa de ese material suele ocultar malos materiales.

El revestimiento de cerámica suave no es el más duradero y comienza a astillarse o a quebrarse después de varios meses de uso diario. Cuando eso suceda, el plomo y el cadmio (que a veces se encuentran en el recubrimiento) terminaran en tus alimentos y más tarde en tu cuerpo.

El envenenamiento por plomo es uno de los más peligrosos, y puede provocar dolor abdominal, dolores de cabeza, infertilidad, y otras complicaciones (en casos graves, coma y hasta la muerte). Incluso cuando el revestimiento está libre de plomo, los utensilios de cocina astillados o quebrados todavía pueden presentar peligros.

Prueba esta alternativa: utensilios de cocina de cerámica 100 %. Esta es una de las mejores y más seguras opciones ya que están hechos con materiales completamente naturales, los cuales no son tóxicos y no se desprenderán ni se despegarán. También es un producto antiadherente y se puede lavar en el lavavajillas. Su único inconveniente es que este tipo de utensilios pueden ser bastante costosos, pero la ventaja es que te durarán mucho tiempo.

¿Cuál es tu opción favorita de utensilios de cocina seguros y por qué? ¡Por favor, comparte tus pensamientos con nosotros en los comentarios!

Foto de portada depositphotos, depositphotos, depositphotos

 

ref: genial.guru